El Servicio de Estudios de MAPFRE ha publicado recientemente su informe anual “Análisis de la situación y evolución del sector asegurador español en 2017” en el que el buen comportamiento económico ha llevado a un crecimiento en la mayor parte de las líneas de negocio. Sin embargo, Los bajos tipos de interés han frenado el negocio de Vida. Destacan, asimismo, la rentabilidad y los elevados niveles de solvencia agregados del sector.

Cada español destinó 1.358 euros a seguros en 2017, 12,8 euros menos que en 2016.

Los datos del informe, presentados por Manuel Aguilera, director general del Servicio de Estudios de MAPFRE, profundizan en los ya adelantados a comienzos de año por UNESPA, destaca que se reduce la repercusión de la industria aseguradora en el Producto Interior Bruto (PIB) al 5,45%, cuando en 2016, su máximo histórico, se había alcanzado el 5,71%.

Descarga el informe 

2017, año de inflexión en la evolución del Seguro

El informe del Servicio de Estudios de MAPFRE destaca que “el desempeño del mercado asegurador español en 2017 parece haberse ralentizado y separado de la tendencia de franca expansión iniciada en 2014”.

El descenso en primas se debió fundamentalmente a la caída de Vida (-5,6%), en especial por los seguros con componente de Vida Ahorro, que no pudo ser compensada por el buen comportamiento de No Vida (+4%), que registró el cuarto año de crecimiento consecutivo, con buenos datos en Salud (+4,2%), Multirriesgos (+2,2%) y Automóviles (+3,4%), ramo, este último, que prácticamente supone un tercio de No Vida.

Por otro lado, en 2017 se mantuvo la tendencia ascendente en la rentabilidad del sector, pasando el ROE del 10,7% en 2016 al 12% y la solvencia del sector sigue mostrando una situación saneada, con un ratio del 240%, aunque esto pudiera suponer que el sector esté algo sobredotado de reservas.

La Comunidad de Madrid (con 1.607 euros por persona), Cataluña (1.494 euros), Navarra (1.485 euros) y Aragón (1.382 euros) son las cuatro comunidades autónomas que están por encima de la media en gasto en productos aseguradores.

El informe también incluye un ranking de los principales grupos aseguradores por volumen de primas, con su evolución respecto a 2016 en la que no hay muchas sorpresas más allá de la irrupción de Santalucía en el ranking y el descenso de Zurich a un cuarto puesto por su decrecimiento en primas en los seguros de Vida.

RANKING Informe MAPFRE

Según las conclusiones del director general del Servicio de Estudios de MAPFRE, “El comportamiento del sector fue positivo”, por “una ratio combinado global muy satisfactorio”, “una rentabilidad bastante buena” y con la buena evolución del negocio, con No Vida (que responde al comportamiento y crecimiento de la sociedad y la economía) y la entendible de Vida (los seguros con componente de Ahorro compiten con otros instrumentos de ahorro y se ven afectados por múltiples aspectos, desde competitivos hasta fiscales).

En resumen, durante 2017 el mercado de seguros tuvo crecimiento en la mayor parte de las líneas de negocio, con la excepción del negocio de Vida con una caída del 5,6%. Destacan, asimismo, la rentabilidad y los elevados niveles de solvencia agregados del sector. 2017 será el año de inflexión en la evolución del Seguro,que parece haberse ralentizado, aunque se mantiene la tendencia ascendente en la rentabilidad del sector.