El Servicio de Estudios de Marsh ha publicado un análisis de cómo las herramientas digitales pueden ayudar a que las empresas apoyen más a sus trabajadores en las fases clave de la salud mental: prevención, detección, tratamiento y recuperación. 

Y es que, la COVID-19 está pasando factura a la salud mental en todo el mundo debido a la actuales crisis sanitaria y económica global. Para ayudarles, las empresas y las aseguradoras están buscando soluciones asequibles para mantener su bienestar y productividad.

Enlace a la noticia